lunes, 3 de junio de 2013

Hace 30 años, la red del metro de Madrid alcanzaba los 100 kilómetros de longitud.

Tal día como hoy de hace 30 años, la red del metro de Madrid alcanzaba los 100 kilómetros de longitud al inaugurarse, el 3 de junio de 1983, el tramo de la línea 9B entre las estaciones de Plaza de Castilla y Herrera Oria, lo que constituía un hito en la historia de nuestro metro.
Los orígenes de este tramo se remontan a 1967 cuando al aprobarse el Plan de Ampliación del Ferrocarril Metropolitano de Madrid se incluyó una línea 9 enlazando el Barrio del Pilar con O´Donnell.
Estación Barrio del Pilar durante su construcción. 1980. Colección César Mohedas.
Partiendo del Barrio del Pilar, la línea llegaba, por la calle de Blanco Argibay, hasta la estación de Valdeacederas. Cruzaba la avenida del Generalísimo (actual paseo de la Castellana) a la altura de la plaza de Cuzco para luego descender, a lo largo de la calle del General Mola (actual Príncipe de Vergara), hasta la estación de Goya y desde allí terminar, por la calle O'Donnell, en las rondas. Tenía una longitud de 8,650 kms y 13 estaciones: Pilar, Blanco Argibay, Valdeacederas, Cuzco, Alcocer, Ecuador, Doctor Arce, Corazón de Jesús, Ruiz de Alda, General Oraá, Salamanca, Goya y O'Donnell.
Como consecuencia, la Dirección General de Transportes Terrestres ordenó, el 16 de abril de 1971, la redacción de diversos proyectos correspondientes al Metropolitano de Madrid, entre ellos los de la línea 9, descompuesto en tres trozos:
  • Trozo 1º Pilar-Valdeacederas
  • Trozo 2º Valdeacederas-General Mola
  • Trozo 3º General Mola-O´Donnell
El crecimiento explosivo de los barrios periféricos de Madrid, hizo que surgiese la necesidad de reconsiderar el problema del estudio del Plan de Ampliación. Habían quedado, en efecto, sin servicio de metro, barrios como el de Moratalaz, que creaba un grave problema de congestión circulatoria en sus vías de acceso a Madrid, o los de Caño Roto-Lucero, en el recinto circundado por el Suburbano-línea 5.
Zona de transición entre el túnel construido con escudo excavador y túnel construido por el método tradicional. 1980. Colección César Mohedas.
Por ello, la Dirección General de Transportes Terrestres, con fecha 16 de abril de 1971, ordenó a la 1ª Jefatura de Construcción, la revisión del Plan de Ampliación de 1967, necesaria para la continuación de los estudios de los nuevos proyectos de las distintas líneas del ferrocarril metropolitano de Madrid, revisión que se realizó en el mes de junio siguiente, y que fue aprobada técnicamente por la Dirección General de Transportes Terrestres el día 25 del mismo mes, y por la Comisión Coordinadora de Transportes el día 9 de julio de 1971.
En consecuencia, la línea 9 se estructuraba de la siguiente forma: Pilar-Plaza de Castilla-Avenida de América-General Mola-Sáinz de Baranda-Moratalaz. Este trazado era una mixto de las líneas 9 y 10 del Plan de Ampliación, con la prolongación prevista ya entonces a Moratalaz, a la vez que se modificaba el paso por la estación de Valdeacederas, desplazándose a Plaza de Castilla, para regularizar el trazado de la línea.
Obras de construcción de la estación de Ventilla. 1980. Colección César Mohedas.
Poco después, el 15 de septiembre de 1971, se autorizó la redacción de los proyectos de los cuatro tramos en que quedó dividida la línea 9:
  • Trozo 1º Pilar-Plaza de Castilla
  • Trozo 2º Plaza de Castilla-Avenida de América
  • Trozo 3º Avenida de América-Sainz de Baranda
  • Trozo 4º Sainz de Baranda-Pavones
Por lo que respecta al tramo 1º Pilar-Plaza de Castilla, el proyecto correspondiente fue redactado en abril de 1972 y aprobado técnicamente el día 19 del mismo mes. Como modificaciones más significativas incluidas en el proyecto figuraban la prolongación de la terminal norte hasta Herrera Oria para posibilitar el acceso a las cocheras de la línea, como consecuencia de la localización obligada de las mismas, así como la construcción de parte del túnel utilizando un escudo excavador. También hay que reseñar que la estación de Plaza de Castilla no estaba incluida en éste proyecto si no en el correspondiente al tramo 2º de la línea entre Plaza de Castilla y Avenida de América.
Placa conmemorativa de los 100 kilómetros de red. Estación de Herrera Oria.
El Consejo de Ministros en su reunión del día 5 de mayo de 1972, autorizó la contratación por el sistema de concurso-subasta. La licitación se llevó a cabo el 24 de junio de 1972 y la apertura de pliegos el día 28 de junio de 1972, siendo adjudicadas las obras a Agromán Empresa Constructora por O.M. de 4 de julio de 1972.
El Acta de Comprobación de Replanteo se suscribió el 25 de agosto de 1972 y, en consecuencia, las obras comenzaron al día siguiente 26 de agosto.
Una vez finalizadas las obras, los trenes comenzaron a circular el día 18 de mayo de 1983, como fase previa a su inauguración, la cual tuvo lugar el día 3 de junio siguiente con la asistencia del Rey de España, Don Juan Carlos I, quien descubrió una placa conmemorativa de los 100 kilómetros en la estación de Herrera Oria.
Trazado del nuevo tramo Plaza de Castilla-Herrera Oria. Línea 9B. Colección César Mohedas.
El nuevo tramo, que pasó a denominarse como línea 9B, al no estar aún unido con el ya en explotación entre Sainz de Baranda y Pavones, tenía una longitud de 2.864 metros y contaba con cuatro nuevas estaciones: Plaza de Castilla, Ventilla (denominada Sorolla en el proyecto), Barrio del Pilar (denominada Pilar en el proyecto) y Herrera Oria. También contaba con un túnel de enlace con la línea 8 (actual línea 10) en Plaza de Castilla para el paso del material móvil.
Estación de Herrera Oria con un tren de la serie 6000. 2008. Foto César Mohedas.
 


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada